viernes, junio 14, 2013



Así que. 3 años, eh?

Supongo que ya es hora para quitar ese contador de abajo del blog que dice "Hemos estado enamorado desde hace...". Porque ya no hay más nosotros. Solo estás . Y con punto y aparte. Yo. Cada uno en su camino. 


Daisypath Anniversary tickers

Es gracioso lo rápido que pasan los años. Si no lo piensas mucho, tres años no es la gran cosa. Pero sí lo es. Es mucho tiempo. Son más de mil días. Wow

Siento que ya no estoy en negación, que he avanzado. Que ya entiendo que se terminó, y que no volveremos. Pero al mismo tiempo, siento que sentiré por terminada la relación únicamente al ver el final de Inuyasha. Adoro ese anime. Pero justamente por eso, no lo he finalizado, porque no quiero que termine. ¿Por qué todo tiene que terminar?.

Generalmente, soy de aquellas que les gusta los finales felices. Pero ahora, siento que son mentiras. ¿Tuvieron millones de peleas y luego decidieron seguir juntos? Eso no es amor, es masoquismo. Ya no quiero que Kagome se quede con Inuyasha, como antes. No. Quiero que ella decida seguir su camino sin él. Siempre me sentí identificada con ella, siempre quise ser como ella, o mejor dicho, ser ella. Y siempre quise conocer un chico como Inuyasha, y tener un amor como el de ellos. Irónica la vida que cuando me lo da, me doy cuenta que no es tan bueno. Cuando experimentas el dolor de Kagome al ser la segunda opción, el sacrificio que ella hace por quedarse con él, incluso cuando Inuyasha elige a Kikyo en vez de a ella, es... feo. Simplemente feo. Y doloroso

Siento que no quiero verlos juntos, porque me recuerdan a nosotros. Y siento que, a pesar de ser una tontería, si Kagome decide marcharse, me diré a mi misma: "SI ella pudo, yo puedo". Y podré seguir adelante. Por ahora, no me apetece del todo ver el final, aún, así que lo dejaré para más adelante. Pero sé que cuando lo haga (miraré desde el principio con películas incluidas, claro), lloraré, y mucho y nada me detendrá.



Así que, sí, feliz maldita tercer aniversario. Gracias por nada. 
Aunque, en aquel momento sí fue importante que estuvieras conmigo, así que sí, gracias.
Y gracias por la propina extra de un corazón roto y mis esperanzas rotas también, aunque no tenías por qué.

3 comentarios:

Abby. dijo...

Con mi pareja nos hemos separado en diferentes ocasiones, y al fin y al cabo todo resultó para bien. No sé si tendrá un final feliz, pero quizás si tenga un final que nos satisfaga a ambos...
No he visto ese animé que dices, pero, esto es la vida, a veces hay que caer un poco en la realidad.
Te invito a que te pases por mi blog!
http://addictions-that-destroy.blogspot.com.ar/
Abby ♥

SaludCM dijo...

Hola:)

Me encanta como escribes y suerte en todo lo que te propongas en la vida.

Un beso fuerte desde http://lecturassaludcm.blogspot.com.es/

Neverland Lover dijo...

A veces es mejor que cada uno continúe por su lado y que los caminos se separen y no se vuelvan a unir... Y, otras, lo único que necesitas es darte un tiempo para reflexionar... ser justo con nosotros mismos... Espero que todo te vaya bien, muchos ánimos!